Menú principal



Tú decides cómo quieres que sea tu vida

Si crees que la vida es gris, no lo dudes, lo es.

Si piensas que lo que hagas mañana ha de salir mal, así sucederá.

Si crees que tu vida se te escapa casi sin sentir, ésta correrá cada vez más.

Si piensas que nunca volverás a amar como ya has amado, acabas de decidir que así ocurrirá. Porque todo depende de tí; tú haces que las cosas pasen.

No eres un mero espectador, sino aquél que maneja los hilos de su destino.

Si crees que la vida es gris, ¿no crees que va siendo hora de ponerle un poco de color?

Convéncete de que todo va a salir bien, de que te mereces todo lo bueno que te suceda, y empezarán a ocurrirte cosas maravillosas.

Deja de pensar en el fin de semana, y siente lo especial que tiene cada día.

Disfruta de cada minuto, de cada segundo con todo lo que hagas, y tu vida será plena. Pero, sobre todo, sobre todo, ama de nuevo como si nunca hubieras amado, como si jamás te hubieran hecho daño, y disfruta de cómo te sientes cuando estás bien.

Tú decides cómo quieres que sea tu vida.

¿Vas a hacer que las cosas pasen o vas a sentarte a verlas pasar?
 

Recomienda este texto a través de: